Menu

EL CULICHI JULIO URIAS, ANGEL DE LOS DODGERS.

  • Luego de una mala salida, el zurdo volvió a imponer su dominio sobre la lomita. El “Culichi” obtuvo su quinta victoria de la temporada de la MLB. Seattle fue el rival que sufrió la impecable actuación del lanzador

El lanzador de Los Angeles Dodgers, Julio Urías dejó atrás los fantasmas de su última presentación en las Grandes Ligas. Su invicto lo perdió y para eso no hay remedio. En este sentido lo que debía hacer el mexicano era concentrase y buscar reponerse en su próxima salida. Este objetivo lo cumplió a cabalidad luego de que el zurdo se hiciera con la victoria en un duelo en que vencieron a Seattle 7-1 en el Dodger Stadium.

Una salida atrás, el “Culichi” vio perjudicada su cadena de victorias desde 2019. Los Angels terminaron por cortar la racha invicta que mantenía Urías. En 21 juegos disputados, el mexicano había establecido una marca de 11-0. Bajo estas circunstancias el zurdo debía recuperar terreno y volver a ser el consistente abridor que demostró de toda la vida.

El lanzador azteca llegó a verse completamente invencible en la lomita. El zurdo llegó a retirar hasta 13 bateadores en fila hasta que concedió el primer imparable en la quinta entrada. Cabe descargar que en este inning se vio perjudicado el blanqueo luego que que Seattle anotara su única carrera del encuentro

En este sentido, el pelotero de Sinaloa trabajó durante siete entradas en las que solo permitió una carrera. El mexicano mostró un dominio total sobre los bateadores rivales a los que ponchó en seis ocasiones.

La quinta victoria de Urías en la temporada fue respaldada por la ofensiva de los Dodgers. La salida del mexicano le permitió al equipo de Los Ángeles conseguir su segundo triunfo consecutivo sobre Seattle para dominar la serie

Así van los Dodgers

El equipo de Los Ángeles se encuentra metido en la pelea. Actualmente están jugando sobre .500 en la Liga Nacional. El conjunto de Urías está a solo tres juegos de los San Francisco Giants. Los Dodgers vienen de ganar tres de sus últimos cuatro juegos