Menu

Pandora Papers, el daño más allá del dinero extraído de México.

  • LE RECOMENDAMOS ESTE REPORTAJE DE LA PERIODISTA GARDENIA MENDOZA, PARA QUE CONOZCA EL DETALLE EN QUE CONSISTE Y QUIENES SON LOS POLITICOS Y MILLONARIOS MEXICANOS IMPLICADOS.

Los Pandora Papers sacó a la luz pública cómo más de 3,000 mexicanos, entre ellos políticos, empresarios, faranduleros y de la socialité, entre otros, sacaron de México millones de pesos para llevarlos a los paraísos fiscales, situación que contrasta con sectores de la población que viven en la pobreza.

MEXICO.- La crema y nata de la sociedad mexicana —que incluye a políticos ex gobernadores, senadores, secretarios de Estado, empresarios, socialités, hijos de mandamás y faranduleros como Luis Miguel y Alejandra Guzmán— sacaron millones y millones de pesos desde México, hacia otros destinos lejos de su país  mientras éste se desangraba y demeritaba su calidad de vida.

Esta conducta de millonarios mexicanos se dio a conocer en un informe publicado el pasado 3 de octubre al que se le conoce como Pandora Papers que puso al descubierto un complejo sistema financiero que podría estar ayudando a evadir impuestos o desviar recursos públicos que debían ser para mejorar la infraestructura de las ciudades, perfeccionar leyes, sistemas de salud,  de educación, de seguridad y de justicia.

En cambio, han servido para abrir cuentas bancarias anónimas en lugares fuera de México para comprar yates y jets privados, antigüedades, joyas mansiones, edificios de lujo en otros lugares del mundo con mejor calidad de vida, lejos de la pobreza, las balaceras, la ley del narco o del más fuerte y la corrupción.

O sea, no mejoraron el lugar que los enriqueció, sino todo lo contrario.

Se trata de ex gobernadores y sus hijos así como empresarios de entidades golpeadas por el crimen organizado como Chihuahua, Sinaloa, Morelos o Nuevo León, por la inseguridad callejera y los feminicidios como el Estado de México o la capital mexicana así como por los conflictos sociales y la falta de salubridad como Oaxaca .

El sistema para las escaramuzas financieras tienen como base principal el uso de offshore, empresas de papel y fideicomisos para sacar el dinero.

En México lo han utilizado más de 3,000 mexicanos o residentes que participan como dueños o accionistas en 1,241 sociedades anónimas, 600 fideicomisos y 72 fundaciones difíciles de rastrear situadas en 22 jurisdicciones del mundo, según Pandora Papers.

La investigación se basa en más de 11.9 millones de documentos confidenciales de despachos y proveedores de servicios en paraísos fiscales que fueron filtrados al Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (I CIJ, por sus siglas en inglés).

Los Pandora Papers revelan mucho más que los Panama Papers porque éstos provenían de los archivos de un solo proveedor de servicios offshore: la firma panameña Mossack Fonseca. Los Pandora Papers abarcan más fuentes, desde abogados, intermediarios y brokers que operan en el corazón de la industria offshore.

Entre el lujo y la miseria

En 2008, cuando Francisco Labastida Gómez, hijo del ex candidato presidencial Francisco Labastida Ochoa, se convirtió en director y accionista mayoritario de Fuentes Pyasa Corp, una sociedad anónima creada dos años antes en las Islas Vírgenes Británicas con el propósito de adquirir una embarcación, Sinaloa era un infierno.

Los asesinatos callejeros y violencia desatada tras el asesinato de Édgar Guzmán López, hijo de Joaquín El Chapo Guzmán Loera, líder del cártel de Sinaloa, tenían aterrada a la entidad hasta el punto de la sicosis.

Había enfrentamientos entre bandas y narcomensajes al por mayor en las calles; desde domicilios menos desafortunados, Gómez buscaba su yate con el dinero enviado a la empresa de las Islas Vírgenes. Al final compró una embarcación Azimut M/Y 2006, fabricada por el más grande constructor del mundo de yates, registrada en el puerto de Road Harbour.

El yate de diseño italiano fue bautizado como “Pez Gordo”, según documentos firmados en 2010 por Labastida Gómez y documentado por los Pandora Papers; el pez gordo de Sinaloa era de otro tipo y remató con casi 3,000 muertes violentas en el mismo periodo.

Por esas mismas fechas, Enrique Martínez y Martínez, ex gobernador de Coahuila se enredaba en líos similares. Utilizó los servicios del despacho panameño Alcogal y Stanford Trust Company para establecer dos fideicomisos secretos, también en las Islas Vírgenes Británicas.

Así nació MyM Generaciones Trust en 2006, un año después de que Martínez concluyera su mandato como gobernador, según detalló el informe de Pandora Papers.

Al crear el fideicomiso, con un depósito inicial de 200,000 dólares, Martínez designó como beneficiarios a su esposa y a sus hijos en tanto los informes de la prensa daban cuenta de la presencia de grupos criminales como los Zetas, de las primeras desapariciones de personas y de violaciones sexuales masivas.

En junio de 2008 fundó un segundo fideicomiso, Jardines del Santo Cristo de Saltillo Trust;  cuatro años después, el expresidente Enrique Peña Nieto lo unió a su equipo como titular de la Secretaría de Agricultura (Sagarpa) y otros dos años como embajador de México en Cuba mientras se olvidaba otro asunto que ocurrió en Coahuila poco después de que  Martínez dejó la gubernatura.

El 19 de febrero de 2006, la mina 8 en Coahuila explotó por acumulación de gas metano debido a las malas condiciones de seguridad de la mina; 65 de los 73 obreros que se encontraban trabajando en ese turno quedaron atrapados.

El lugar tenía reportes de fallas de seguridad desde el año 2000. En la última inspección, realizada el 12 de julio de 2004, se asentaron 43 violaciones directas a la norma de seguridad e higiene y se ordenaron 48 medidas, muchas de ellas de extrema urgencia, pero Grupo México, propiedad del multimillonario Germán Larrea, no lo hizo.

Un año después, la empresa suspendió las labores de búsqueda, con el rescate de sólo dos cuerpos  mientras Germán Larrea, dueño de la segunda mayor fortuna de México valuada en 27,000 millones de dólares compraba acciones en las nueve compañías offshore.

Para el 2013 ya tenía un nutrido y opaco elenco de sociedades pantalla con una misión secreta: comprar propiedades y residencias en Estados Unidos con un valor conjunto de 36.9 millones de dólares a través de otras firmas establecidas en ese país,pero controladas desde las Islas Vírgenes.

Entre otros bienes, se hizo de una propiedad en Vail, el famoso destino de esquí en Colorado, con un valor de 6.2 millones de dólares a través de su offshore Albermarle Overseas Limited; un apartamento en el legendario edificio de 40 pisos del Ritz-Carlton, en el corazón del distrito comercial de Chicago, a un costado de restaurantes de autor y boutiques de diseñador.

La propiedad de cuatro millones de dólares fue adquirida a través de First 38 LLC, una empresa registrada en Chicago, controlada por Kinnardway Overseas Limited, otra de las offshores que registró Larrea en las Islas Vírgenes, según Pandora Papers.

Uno de los pioneros en el uso de este tipo de empresas fue el ex gobernador del Estado de México, Arturo Montiel Rojas, tío del ex presidente Enrique Peña Nieto, a través de su hijo Arturo Montiel Yáñez.

La gestión de Montiel (1995-2005) estuvo marcada por las sospechas de corrupción e impunidad debido a los depósitos  millonarios en efectivo, compra de propiedades lujosas en  México, Estados Unidos y Francia gracias a presuntos negocios turbulentos de la familia en la  compraventa de terrenos para la construcción de desarrollos y unidades habitacionales.

Se tuvo que crear una comisión especial para investigar peculado, enriquecimiento y tráfico de influencias y al final resolvió que no existían pruebas para ejercer acción penal y exoneró al exgobernador y a sus hijos.

De igual manera quedaron impunes los asesinatos de mujeres en la entidad que por esas fechas comenzaba a coronarse como la más violenta en contra de mujeres: había tres feminicidios al día.

El mismo mes de septiembre de 2005, cuando los golpes, balazos acabaron con la vida de casi 100 niñas, madres, amas de casa, novias y primas, terminaba el sexenio de Arturo Montiel como gobernador y su hijo Arturo Montiel Yáñez dio de alta en las Islas Vírgenes Británicas el fideicomiso Art Saint Trust.

A sus 33 años el primogénito del exgobernador celebró un contrato con el despacho panameño Alcogal y la firma de servicios fiduciarios Stanford Trust Company. Los documentos no mencionan el origen de los fondos del fideicomiso, pero la operación sucedió cuando los Montiel estaban siendo públicamente cuestionados e investigados por malversación, tráfico de influencias, enriquecimiento ilícito y desvío de fondos públicos.

Los documentos, que incluyen el formulario para la creación de su fideicomiso, se refieren a él como una persona políticamente expuesta, advirtió el análisis de Pandora.

“El uso de estas guaridas offshore es particularmente controversial en el caso de personajes de la política, porque a menudo les permiten ocultar actividades que podrían resultar poco populares e incluso actividades corruptas”, detalló Zorayda Gallegos, periodista del diario español El País que participó en la investigación.

EEUU, México y la impunidad

Los operadores del mundo offshore trabajan con otros proveedores de servicios para entrelazar capas de sociedades y fideicomisos en el mundo. A mayor complejidad de las estructuras, mayores costos, secrecía y protección para los clientes y lo peor, quienes tendrían que poner leyes que controlen esas empresas… ¡las utilizan!

Los documentos filtrados revelan que muchos de los actores que podrían acabar con el sistema offshore son beneficiarios de sus servicios mientras sus gobiernos hacen poco para frenar el flujo global de dinero ilícito que enriquece a los delincuentes y empobrece a las naciones.

Armando Talamantes, editor en la organización de periodismo investigativo Quinto Elemento Lab, quien realizó la investigación de Pandora Papers en México, dijo que estas revelaciones son una oportunidad para que el presidente Andrés Manuel López Obrador actúe distinto.

“Las revelaciones se dan bajo el primer gobierno mexicano que se asume de izquierda y abiertamente antineoliberal. Y esta vez la investigación sí nombra a políticos y funcionarios públicos, tanto del gobierno federal como de gabinetes estatales”, advirtió.

Incluso apunta a  gente cercana como Julio Scherer, hasta hace poco consejero de la presidencia; Jorge Arganis Diaz Leal, secretario de Transportes; el senador de Morena Armando Guadiana Tijerina y Julia Abdalá Lemus, esposa de Manuel Bartlett, director de la Comisión Federal de Electricidad dueña de cinco empresas y 25 propiedades y directora apoderada de Roybell International Inc, una sociedad panameña creada en diciembre de 2011 con un capital de 10,000 dólares.

El Servicio de Administración Tributaria (SAT), anunció que revisaría los casos, que penalizaría a “quien encontrara culpable de algún delito” y endurecería las medidas de supervisión para que no vuelvan a repetirse situaciones similares.

Talamantes dijo que en la investigación de los Pandora Papers descubrieron que el SAT hace mínimas revisiones al tema de offshore: apenas auditó este año a cinco personas que hacen uso de los paraísos fiscales que no sólo son islas tropicales remotas, sino que incluye a su principal socio comercial: EEUU.

EEUU aparece en los Pandora Papers como un destino favorito tanto como destinodel dinero de los mexicanos que usan paraísos fiscales como lugar donde se pueden crear las offshore bien lo sabe María Asunción Aramburuzabala, nieta del fundador de la cervecería Modelo y exaccionista de Televisa.

La mujer más rica de México utilizó entidades offshore en Estados Unidos para adquirir lujosas en ese país como una mansión de 6.8 millones de dólares, en el exclusivo condominio The Colony de Park City, en el destino de esquí de Utah y posteriormente un apartamento de 1.7 millones de dólares en Park Avenue, un lujoso rascacielos con vistas a Central Park de Nueva York.

Lo hizo a través de la firma DC 16 Inc., basada en Delaware, un estado que se ha convertido en un destino atractivo para quienes buscan llevar su dinero al extranjero.

Chuck Collins, autor del libro Los acumuladores de riqueza: cómo los multimillonarios pagan millones para ocultar billones, afirmó que los ultra ricos de todo el mundo buscan en estos esquemas financieros  mantener sus inversiones y riquezas en países con Estado de Derecho sólidos (que no tienen en sus propios países)  y transferir la riqueza (lícita o no) a la siguiente generación con la menor carga fiscal .

“En el caso de EEUU puedes comprar bienes raíces y ponerlos a nombre de otros miembros de la familia y nadie vendrá a confiscar tu propiedad sin el debido proceso”.

De modo que tanto los paraísos fiscales como inversionistas ganan.

Otros nombres mexicanos:

Enrique Martínez, ex gobernador de Coahuila; José Manuel Sanz, jefe de oficina del Gobierno de Morelos; Juan Ignacio García Salvídea, ex diputado y ex alcalde de Cancún; Juan Carlos Márquez, secretario de Salud de Oaxaca; los empresarios Fernando Chico Pardo, Alberto Baillères, Germán Larrea, familiares de Salinas Pliego, Leopoldo Espinosa Abdala, los herederos Azcárraga, la nieta del fundador de Arca Continental y Olegario Vázquez Raña y su familia; el ex vicario de los Legionarios de Cristo, Luis Garza Medina.