Menu

NADA QUE CELEBRAR: RASTREADORAS

– Siguen la búsqueda de sus hijos.

Rastreadoras de Tesoros Perdidos, no tienen nada que celebrar pues hace falta el abrazo de sus seres queridos que fueron privados de la vida. Está mañana madres de desaparecidos se manifestaron en el monumento a La Familia en el malecón para exigir justicia.

Noemí Padilla, es madre de Juan Carlos, a quien no ha vuelto a ver desde hace dos años.

“No están nuestros hijos a nuestro lado para que nos den un abrazo, ni una felicitación. A las personas que se lo llevaron tienen una madre a quien festejar, recordarles que nosotros también somos madre y necesitamos de vuelta a nuestros hijos. Que por medio de un anónimo nos hagan llegar la ubicación. No buscamos responsables solo buscamos la esperanza de volver a tener a nuestra familia en casa”.

Guadalupe Osuna/madre de hijo desaparecido, comenta: “Sí, es lo que quiero. Hasta encontrarlo. No busco culpables solo quiero que regrese para tenerlo con nosotros como esté. Tengo nueve meses sufriendo. Días que no duermo bien”.

Debido a la emergencia sanitaria del Covid-19 de las 80 integrantes del grupo de rastreadoras solamente una decena sale en busca de los desaparecidos, comentó Noemi Padilla. Agregó que en el grupo se ha registrado un ligero descenso en las integrantes al abandonar a Tesoros Perdidos el número de 20 personas. En cuatro años de labores de búsqueda, se ha logrado la localización de 140 cuerpos desde el 2017 a la fecha en Mazatlán, dijo Padilla. En el 2017 desaparecieron más de 37 mil personas en el país, para este 2021 ya van 85 mil las personas que no regresaron a casa con vida.