Menu

Secretario de Finanzas de Sinaloa desvió los fondos por la venta de gasolinas e ISR.

Recursos federales por mil 879 millones de pesos que, durante 2016, serían destinados a 18 municipios de Sinaloa, fueron probablemente desviados por la Secretaría de Finanzas del Estado, dependencia que en ese entonces era encabezada por Armando Villarreal Ibarra.

De acuerdo con el ranking ¿Fuiste Tú?, se trata del sexto posible desvío de recursos públicos federales más grande -en cuanto a montos detectados-, como parte de la revisión de la cuenta pública 2016, elaborada por la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

En su análisis, la ASF detectó cinco irregularidades en la distribución de las Participaciones Federales del Estado de Sinaloa, que serían destinados a la implementación de los planes de desarrollo de los diferentes municipios.

Armando Villarreal es un contador público cercano al exgobernador de Sinaloa, Mario López Valdez, en cuya administración ocurrió el posible desvío.

En 2017, Villarreal fue inhabilitado por 7 años para ocupar cargos públicos a nivel estatal, luego de que la actual administración sinaloense demostrara que, desde 2012, el exsecretario de Finanzas retuvo las aportaciones de los trabajadores del gobierno del estado y no las entregó al Instituto de Pensiones del Estado de Sinaloa (IPES), como debía haber sucedido.

Animal Político buscó a la Fiscalía de Sinaloa para saber si además de la inhabilitación de Armando Villarreal pesaba una investigación ministerial o proceso penal por las irregularidades señaladas o algún otro delito, sin embargo, la dependencia respondió que se trata de información “reservada”.

Las irregularidades

En la revisión de la Cuenta Pública 2016, la ASF detectó cinco irregularidades en la distribución de los recursos provenientes del fondo de Participaciones por la Venta Final de Gasolina y Diesel, dirigido a los municipios. Se trata de dinero que se distribuye conforme a la participación de cada entidad en el consumo de estos combustibles. Entre las anomalías se detectó lo siguiente:

Un probable daño, por un monto de mil 698 millones 985 mil 650 pesos, “por no acreditarse el pago a los beneficiarios de las deducciones efectuadas a las participaciones de los municipios. Tampoco se justificó la aplicación de las deducciones.

Un probable desvío por 162 millones 887 mil 250 pesos, ya que no se presentó la información que acredite la transferencia a los municipios de los recursos de este mismo fondo.

También se presume un presunto desvío por 16 millones 399 mil 15 pesos por la falta de evidencia que acredite la entrega de estos recursos a los municipios, por concepto del 100% del ISR, correspondientes a los meses de junio (2 millones 399 mil pesos), noviembre (5 millones 885 mil pesos) y diciembre (8 millones 114 mil pesos).

La ASF encontró un “probable daño o perjuicio o ambos a la Hacienda Pública” por 1 millón 85 mil 711 pesos, que debían ser distribuidos a los municipios.

La ASF determinó que se entregaron a los municipios 60 millones 892 mil pesos por concepto del 100% de la recaudación que se obtuvo del Impuesto sobre la Renta (ISR), fuera de los plazos que marca la Ley de Coordinación Fiscal. Esto provocó que el Gobierno del Estado no pagara a los municipios los rendimientos financieros correspondientes por 366 mil 14 pesos.

Además de la cantidad de dinero acumulada por estas irregularidades, la ASF halló inconsistencias en los sistemas de distribución de los recursos, así como falta de transparencia en los movimientos de los mismos.

El informe de la Auditoría también resalta la falta de fórmulas, mecanismos o criterios claros para la distribución y liquidación de los recursos de las participaciones.

La recomendación emitida por la ASF es para que el Gobierno del Estado de Sinaloa “instruya a quien corresponda y realice las acciones necesarias para atender las áreas de mejora detectadas en el proceso de distribución de las Participaciones Federales e incentivos a los municipios de la entidad federativa; el pago y ministración de los recursos; la difusión de la información correspondiente, y otras actividades vinculadas a dicho proceso”.

Para qué habría servido el dinero malversado 

De acuerdo con el ranking ¿Fuiste Tú?, con los mil 879 millones 723 mil pesos presuntamente desviados, el gobierno de Sinaloa habría podido realizar mejoras en el campo y la seguridad del estado.

Estos recursos habrían sido suficientes para duplicar el dinero que SAGARPA y el gobierno de Sinaloa otorga en apoyos e incentivos a los productores agrícolas sinaloenses, que asciende a 800 millones de pesos.

De la misma forma, los más de mil millones de pesos hubieran podido ser invertidos para la contratación de 3 mil 986 policías estatales. Esto equivaldría a aumentar de 9 a 15 policías por cada mil familias en Sinaloa, estado en el que durante 2017, según el Inegi, se registraron mil 617 homicidios.

 

universidad autónoma de Sinaloa

DIF: AREA DE JUEGO INCLUYENTES


- Video -
- Activa el audio -

SISTEMA ESTATAL DE SEGURIDAD PUBLICA.


- Video -
- Activa el audio -

Gabriel Sánchez y Asociados


- Video -
- Activa el audio -